aula_abierta_itinerarios_30_10_texto

Cronología

La portada sangüesina se llevó a cabo en tres fases, íntimamente vinculadas a las campañas arquitectónicas del templo.

En la primera se ejecutaría la mayor parte de la obra, en concreto la totalidad de la puerta y de las esculturas de los contrafuertes y casi todas las de las enjutas –salvo las más altas–, es decir, la zona que adjudicamos a Leodegario y su taller. Esta primera fase se dataría más o menos entre los años 1160 y 1170, aunque es posible que se prolongase algo más. Los límites vienen dados respectivamente por la cronología de la tumba de doña Sancha en Nájera (1156-1158), considerada la primera realización hispana del taller, y la arquería del interior del ábside de San Martín de Uncastillo (1170-1179), cuya ejecución obligaría al equipo a desplazarse a la localidad zaragozana, aunque alguno de sus miembros pudo seguir trabajando en Sangüesa. Hay también que tener en cuenta que los dos capiteles de la capilla mayor atribuidos al taller de Leodegario, por su situación, debieron de colocarse al final de la primera campaña constructiva –en la que se habría edificado la cabecera y el tramo del muro sur inmediato a ella– fechado h. 1160, lo que reforzaría la datación propuesta, dentro de esa década.

La segunda fase se corresponde con la intervención del denominado taller de San Juan de la Peña, al que se deben las esculturas de la parte superior de la fachada, es decir, las ubicadas en la zona más alta de las enjutas y las del friso, más el modillón más occidental del alero. Podría situarse en la década de 1190, con una posible perduración a los años iniciales del XIII. Esta cronología se apoyaría en la datación de la segunda campaña constructiva –en la que se levantaron los restantes muros perimetrales del cuerpo de naves–, dentro del último cuarto del XII y en los años inmediatamente posteriores, pues este taller labró al menos dos de los capiteles de este sector del edificio. A partir de ahí, las fechas atribuidas a otras obras del taller de San Juan de la Peña permiten precisar un poco más, haciendo pensar que su intervención en Sangüesa debió de producirse al final de la citada campaña.

La tercera etapa se dataría h. 1200-1230 y coincidiría con la participación del taller de las figuras esquemáticas, al que debemos el remate del conjunto, es decir los modillones del alero –excepto el atribuido al taller de San Juan de la Peña–, con cuya ejecución puede darse por concluida la monumental portada sangüesina. De nuevo esta cronología se fundamenta en la de la tercera campaña constructiva, desarrollada durante el primer tercio del XIII, en la que se erigieron los cuatro grandes pilares centrales y se abovedó el cuerpo de naves en su casi totalidad, ya que el taller participó en ella tallando parte de los capiteles de los soportes mencionados.

aula_abierta_itinerarios_30_10_imagen

Cronología

aula_abierta_itinerarios_30_mapa