Facilidades de pago

Existen distintas formas de formalizar el pago de la matrícula:

Indicando el número de cuenta, mediante cheque o transferencia.

En el momento de formalizar la matrícula el alumno deberá abonar al menos el 25% (en esta parte puede incluirse la reserva de plaza, si se ha abonado previamente). El resto se abonará mediante cargo en tarjeta de crédito en tres plazos establecidos con oficinas generales.

El servicio de Asistencia Universitaria ha recopilado una amplia información sobre préstamos y créditos bancarios de varias entidades.

 

Los alumnos españoles o con residencia legal en España podrán acogerse a este sistema de pago que permite fraccionar el importe de la matrícula en 14 mensualidades iguales, mediante la utilización de la fórmula de financiación convenida con los principales Bancos y Cajas de Ahorros. En esta modalidad de pago fraccionado, por cada 1.000 euros aplazados resulta una mensualidad aproximada de 102,89 euros.