Homenaje a Enrique Alcat

La Facultad de Comunicación celebró un homenaje al antiguo alumno y profesor asociado del Máster en Comunicación Política y Corporativa (MCPC) Enrique Alcat, fallecido en febrero de 2014. Enrique realizó una sentida donación a su facultad para que potenciales alumnos excelentes no dejaran de estudiar en esta facultad por una cuestión de medios, acorde al espíritu de la Universidad de Navarra. En agradecimiento, la Facultad le realizó un homenaje y un acto académico.

Enrique Alcat (1962-2014) nació en Pamplona, estudió en el colegio de los Hermanos Maristas y luego Periodismo en la Universidad de Navarra, donde se licenció en 1985. En su carrera profesional trabajó como periodista en distintos medios de comunicación, y posteriormente en el ámbito de la comunicación corporativa, especialmente en conocidas firmas internacionales como PricewaterhouseCoopers y Weber Shandwick. A partir de 2007 se estableció como consultor de comunicación, especializado en formación de portavoces y comunicación de crisis, sectores en los que gestionó centenares de casos y a miles de directivos. En 2003 realizó el Programa de Desarrollo Directivo del IESE en Barcelona. Desde sus comienzos en 2004 fue profesor en el Máster en Comunicación Política y Corporativa (MCPC) de la Universidad de Navarra. En 2010 asumió la dirección del Programa Superior en Gestión Empresarial y Dirección de Comunicación, que organizan el IE Business School y la Asociación de Directivos de Comunicación, de cuya Junta Directiva entró a formó parte en abril de 2013. Fue también autor de cuatro libros de gran difusión en los que volcó su experiencia en consultoría:Y ahora ¿qué? (2005), Seis recetas para superar la crisis (2009), ¡Influye!(2011), y La tormenta perfecta (2014). El mismo día en que se editaba su último libro falleció en Madrid a los 51 años. En junio de 2013, como padrino de la novena promoción del MCPC, pronunció una lección magistral en el Aula Magna del Edificio Central en la que recordó con gran cariño y pasión, como hizo muchas veces a lo largo de su vida, los vínculos que le unían a la Universidad de Navarra y a su Facultad de Comunicación.