9 de junio de 2009

Conferencias

CICLO DE SAN FERMÍN

La Real Congregación de San Fermín de los Navarros, ayer y hoy

D. Fernando Aizpún Viñes
Viceprefecto de la Real Congregación de San Fermín de los Navarros de Madrid

 


La Real Congregación de San Fermín de los Navarros, constituida por un grupo de ilustres navarros el día de San Fermín de 1683 ha constituido, ahora ya durante más de 325 años, ininterrumpidamente, una embajada, un pedazo de Navarra en Madrid, un centro de referencia para los navarros en la capital, y una asociación que ha cumplido vigorosamente los fines para los que fue creada: servir de vínculo de unión de los navarros en Madrid, unidos por su común devoción a los copatronos de Navarra San Fermín y San Francisco de Javier, y desarrollar al mismo tiempo una misión de protección mutua, de caridad y asistencia a los navarros necesitados de la solidaridad de sus paisanos más afortunados.

La Real Congregación es una Asociación pública de fieles con arreglo al Derecho Canónico que goza asimismo de plena personalidad jurídica civil y está inscrita en el Registro correspondiente de entidades religiosas del Ministerio de Justicia.

No es por tanto una asociación privada meramente civil, ni una Fundación, ni tampoco una O.N.G., ni un Club social, gastronómico, cultural, recreativo. Sigue siendo una institución compleja y rica, por su historia, por sus actividades, por las de sus congregantes, al servicio de Navarra, de los navarros en Madrid, de la Iglesia madrileña. Se enorgullece en fin de apoyar económicamente las tareas pastorales y asistenciales de misioneros navarros en la India, Togo, Perú, Congo, países donde estos embajadores navarros nos permiten cumplir más eficazmente el mandato de nuestras Constituciones de ayudar a nuestros prójimos y copaisanos más necesitados. 

Es propietaria del templo erigido en el Paseo Eduardo Dato de Madrid en honor de San Fermín de los Navarros, que tiene cedido a la Orden Franciscana para que franciscanos, en su mayoría navarros, atiendan al culto del templo y rijan y den servicio igualmente a la parroquia de San Fermín de los Navarros, erigida alrededor de este templo previo Convenio celebrado entre la Real Congregación y el Arzobispado de Madrid.

Es Prefecto vitalicio de la Real Congregación el Rey D. Juan Carlos, pues lo es siempre el Rey de España desde que lo fuera el rey D. Carlos II. Todos los Reyes firman su “asentamiento” como Congregantes y Prefectos Vitalicios. El Libro de estos Asentamientos es una de las joyas del patrimonio documental de la Real Congregación que ha sido puesto a disposición de todos los navarros y de los estudiosos de su historia mediante cesión para digitalización al Archivo General de Navarra.

De su larga y gloriosa historia destaca el esplendor de la que Caro Baroja llamó “la Hora Navarra del XVIII”, época en la que “Madrid estaba dominada por navarros, y más propiamente oriundos del Baztán” (Marqués del Saltillo). Como recuerda el profesor Pérez Sarrión, “Entre 1684 y 1814, la Congregación de San Fermín fue mucho más importante por lo que representaba, la poderosa comunidad Navarra, que lo que aparentemente fue, una más de las muchas asociaciones piadosas madrileñas de esos tiempos.”

La historia de la Real Congregación es la historia de estos navarros que triunfaron en la Monarquía Hispánica del XVIII, como Juan de Goyeneche, tesorero y prestamista de reyes, Editor de la Gazeta de Madrid, fundador del pueblo de Nuevo Baztán, ese experimento del preilustrado ambicioso que fue este baztanés de Arizcun.

La Real Congregación recibió también el respaldo y aprecio de la Diputación Foral, con la que convino el Alto Patronato de la misma en 1941. Cuenta con un rico patrimonio artístico, aunque desgraciadamente se perdieran tallas valiosísimas al ser arrasada la Iglesia durante la Guerra Civil. La estatua conocida como El Niño del Dolor, un niño nazareno penitente, atribuida a Alonso Cano, es probablemente la obra más valiosa y sin duda la más querida por los Congregantes.

La Real Congregación de hoy organiza solemnes actos de culto los días de San Fermín y de San Francisco Javier, una Javierada de los navarros en Madrid a Nuevo Baztán en marzo, excursiones a centros de interés histórico para Navarra y sigue siendo la pujante Congregación de navarros en Madrid que siendo fieles a su historia están abiertos a las nuevas maneras de entender, en la Navarra y el Madrid del siglo XXI, su misión de servicio a Navarra y a los navarros en Madrid y en el mundo.
 

"San Fermín" por José Ximénez Donoso

"San Fermín" por José Ximénez Donoso
Real Congregación de San Fermín de los Navarros, Siglo XVII 

Cartel de fiestas celebradas con motivo del traslado  de la Real Congregación a la capilla del Prado de San Jerónimo

Cartel de fiestas celebradas con motivo del traslado 
de la Real Congregación a la capilla del Prado de San Jerónimo. 1746