Publicador de contenidos

La Navarra de las energías renovables

Manuel Ferrer Regales, Profesor Honorario jubilado, Universidad de Navarra

La Navarra de las energías renovables

jue, 07 abr 2011 08:20:00 +0000 Publicado en Diario de Navarra

El trágico efecto del tsunami sobre una de las centrales japonesas localizada a nivel del mar, Fukushima, plantea a quien firma varias lecturas. En primerísimo lugar el duelo por las víctimas, el elogio de tanto heroísmo y sobriedad ante la catástrofe y el sentimiento de solidaridad con un país al que Pamplona se halla afectiva e institucionalmente unida por el hermanamiento con la ciudad que da su nombrea un parque en el que se aprecia la capacidad japonesa de mimar la naturaleza, de embellecer la contrazos de valor universal. Desde una perspectiva geográfica, Yamaguchi y su entorno es el segundo lugar de encuentro y sociabilidad de la Pamplona meridional, esto es, de un variado tercer Ensanche que comienza en el Parque de Antoniutti y termina en Mendebaldea, y que aglutina una diversidad de barrios de variado diseño. Desde el propio parque los turistas pueden apreciar la variedad de arquitecturas que se encuentran en el entorno del estanque.

En segundo lugar, otra lectura enlaza con los efectos dañinos que los escapes de la planta (hasta el momento sin haber sido neutralizados en su totalidad) pueden provocar en su entorno. Este debate se traslada, por extensión, al papel que la energía nuclear ha de tener apartirdeahora. De hecho se pone en entredicho el uso de la energía atómica, de suyo rechazada por una parte de la opinión pública y política europea, y muy especialmente en España. De cara al futuro, se abren serios interrogantes sobre la continuidad de la construcción de nuevas plantas, por lo menos hasta que se logre culminar en un largo plazo las investigaciones sobre las plantas libres de efectos radiactivos. Por otra parte, el petróleo se halla en nuestro tiempo sometido aunalza delprecio del barril que no sabemos hasta dónde puede llegar y que posiblemente aumentará tras la catástrofe nuclear todavía no ultimada.
Aún así comparar Chernobil con Fukushima sería una torpeza.  El tsunami ha sido la causa y no la edad de la planta, "víctima" deltsunami.

En tercer lugar, la tragedia nos lleva a pensar en Pamplona de nuevo, esta vez desde un punto de vista técnico.Lasenergíaslimpias adquieren ahora un gran valor y un futuro muy prometedor. Durante los últimos años ha tenido lugar una expansión notable y de repercusión internacional de la investigación y producción de aerogeneradores. Tres compañías son bien conocidas por los navarros: una de ellas situada en el vallede Elorz y las otras dos en Sarriguren, estas últimas formando parte de un entramado multinacional.

La primera, conocida por el nombre de su fundador (Manuel Torres) se crea en 1975 y después se diversifica en varias sociedades. Producto de su investigación es el diseño de un generador eólico multipolar. En la actualidad investiga sobre desalinización y procesos de automatización para fabricar palas de aerogeneradores en asociación con Gamesa.

Esta última, de origen vasco y con varias plantas en España se halla presente en una veintena de
países de cuatro continentes con treinta centros. Su presencia en Sarriguren es bien visible,conuna planta de oficinas y otra en construcciónparaalojaraungruponumerosos de empleados de la compañía actualmente dispersos en Navarra (1.700 empleados, lo que supone el 23% de la plantilla global). Por otra parte, Acciona es una empresa creada originalmente por el Gobierno de Navarra para el desenvolvimiento de las energías renovables y que con posterioridad es adquirida por aquélla. Tiene varias filiales: una planta de energía solar en la propia Sarriguren y otras para la producción de aerogeneradores en Barasoain,de palas en Lumbier, de biomasa en Sangüesa o de biocombustibles en Caparroso.

Por último, se observa de nuevo que la innovación empresarial se caracteriza por una alianza entre buenas arquitecturas y espacios verdescomoes el caso de la llamada "ecociudad". Un claro ejemplo de ello es el lago, uno más por cierto entre los que se encuentran en el Área Metropolitana de Pamplona.

En definitiva Navarra posee y participa de un activo innovador y productivo de primera magnitud y que en las nuevas circunstancias va a desarrollar una función de primerísima relevancia en el mundo de la energía, más cuando la aerogeneración llevacaminode no necesitar subvenciones, a la par que aumenta su presencia en el mercado internacional (Europa, China, EE.UU. y la India), cada vez con mayor dinamismo. De esta floración creativa forman parte tantos navarros que se encuentran, solos o con sus familias, en muchos países.