Publicador de contenidos

Atrás 2018-01-16-noticia-FYL-seminario-gihre-ingenieros-franco

Los ingenieros de Franco en un nuevo seminario del GIHRE

El historiador Lino Camprubí impartió una sesión en la Universidad, organizada por el Grupo de Investigación en Historia Reciente

Descripcion de la imagen
FOTO: Cedida
16/01/18 12:05 Santiago de Navascués

El jueves 11 de enero, el Grupo de Investigación en Historia Reciente (GIHRE) organizó el primer seminario del año con una conferencia a cargo de Lino Camprubí, investigador del Max Planck Institute for the History of Science. El historiador y filósofo presentó el tema de su último libro, “Los ingenieros de Franco”.

La tesis central de su investigación es que la perspectiva clásica sobre la ciencia aplicada durante el franquismo, que proviene esencialmente de la interpretación de José Manuel Sánchez Ron, ha de ser revisada. Para Sánchez Ron, la edad de plata de la ciencia en España se produjo durante el periodo de la Junta de Ampliación de Estudios (JAE) en la primera mitad del siglo XX. Sin embargo, la segunda mitad del siglo, a partir de la victoria del bando nacional en la Guerra Civil, ha sido menospreciada por la historiografía. La investigación de Camprubí arroja nuevas luces sobre el papel de los ingenieros en el régimen franquista y reivindica el papel de instituciones tan importantes como el CSIC, fundado por católicos como José Ibáñez Martín y José María Albareda, miembro del Opus Dei.

El historiador explicó que, en los orígenes del pensamiento de reconstrucción del país, se encuentra la obra del padre jesuita Pérez del Pulgar con su libro El concepto cristiano de la autarquía (1941). El libro argumentaba la necesidad de potenciar la investigación científica para sustituir las materias primas y que el país pudiera tener una independencia económica. Esto era un requisito previo para que, en el futuro, el país pudiera tener libertad política.

La fundación del CSIC representa el ejemplo paradigmático de cómo el régimen se desarrolla. Ese grupo de católicos, la mayoría jóvenes profesionales de clase media (ingenieros, arquitectos, profesores, médicos) ocuparán puestos técnicos de relevancia estratégica en los primeros años del Estado franquista. Camprubí definió este proceso como “coevolución”: el crecimiento de uno depende del otro. El régimen franquista se consolidó lentamente a través de las obras ingenieriles, las políticas públicas, la creación de presas, estaciones hidroeléctricas y parques naturales, a la vez que el CSIC, y dentro de él la ciencia aplicada, seguía un desarrollo científico e institucional paralelo. Camprubí ofreció abundantes ejemplos de proyectos ingenieriles durante el franquismo cuya importancia ha sido minusvalorada por la historiografía posterior y finalizó reivindicando la importancia de la investigación en historia de la ciencia en España.

BUSCADOR NOTICIAS

BUSCADOR NOTICIAS

Desde

Hasta