17 de diciembre de 2013

Conferencias

LA NAVIDAD EN LAS ARTES

Música para la Navidad en la Catedral de Pamplona

D. Aurelio Sagaseta.
Maestro de Capilla de la Catedral de Pamplona

 


Dentro del rico patrimonio artístico-religioso de la navidad, la Catedral de Pamplona ha mantenido hasta nuestros días algunas interesantes manifestaciones musicales propias del ciclo litúrgico.

Antífonas O.- Una de las tradiciones más antiguas la encontramos en las siete Antífonas Mayores o las así llamadas “antífonas O”, porque todas empiezan por la letra latina O. Nacidas a finales del s. VI, durante los 7 días anteriores a la Navidad van cantando al futuro Salvador como Oh Sabiduría, Oh llave de David, Oh Oriente etc. Evidentemente la Seo de Iruña no creó esta tradición, pero sí la ha mantenido viva, mientras que ha creado y conservado polifonía propia de la Navidad en los Maitines, Laudes y misas de este tiempo litúrgico, como lo demuestra su Archivo Histórico de Música. 

Polifonía catedralicia de los siglos XVI-XX.- El conferenciante presentó partituras del patrimonio catedral desde el Renacimiento hasta el s. XX, unas tomadas de conciertos realizados por la Capilla de Música y otras servidas en directo, como “Tonadilla al Nacimiento”, anónimo del Barroco local, con solista, flauta y pequeño órgano. Expresiones cariñosas y típicamente infantiles de su texto (s. XVIII) “Ce, ce, Manolito, ce, ce, chiquito, rro, rro, mi bien, a la nana, Niño hermoso, a la nanita chiquito mío, que yo te arrullaré”, sugieren la autoría de algún componente seglar de la Capilla de Música y no tanto de maestros de capilla clérigos de la época y menos de sesudos prebendados capitulares.

Estos “villancicos” constituyen la aportación del pueblo y de algunos maestros, música escrita en lengua vernácula que poco a poco fue introducida primero fuera de la liturgia y desde el s. XIX en medio de la misma, así “villancico para después de la epístola”, “villancico para después de la consagración”, entre ellos los de Julián Prieto, Mariano García etc. 

La Kalenda.- Subsiste en la Seo esta antigua tradición de la Kalenda, por la que el día 24 de diciembre se anuncia oficialmente el inicio de la Navidad con el canto del Martirologio por el Deán y el chantre. Le sigue el “Anuntio vobis gaudium magnum” y se termina con el primer Adeste fideles de la Navidad, cantado primero por el Cabildo en gregoriano y luego por el pueblo en la conocida versión medida del s. XVIII, ahora extendida a todo el mundo occidental. La ceremonia, que se mantiene idéntica en su parte central, está muy detallada en el Reglamento de Coro de 1931, que recoge la tradición anterior. 

Solemne praeconium Epiphaniae.- Otra tradición, ésta con monodía exclusiva de la Catedral de Pamplona, constituye el anuncio oficial cantado de las fiestas movibles del año litúrgico realizado en la solemnidad de Epifanía, es decir: las fechas de cada año del inicio de la Cuaresma, día de Pascua de Resurrección, Pentecostés, Corpus etc.

Sabemos que en los primeros siglos del cristianismo los papas encargaban a los astrólogos de Alejandría, como especialistas en el calendario, que fijaran la fecha de la Pascua de cada año. Más adelante ésta, la Pascua, fue determinada directamente desde Roma para toda la Iglesia. 

La Epifanía constituye en la Catedral de Pamplona quizá la solemnidad de Navidad que más público atrae, un poco a la manera de algunas iglesias orientales que la celebran con especial énfasis popular. En Pamplona es de obligado cumplimiento el siguiente programa del día de Reyes: Procesión claustral con la “Statio litúrgica” e incensación ante las esculturas exentas de Jacques Perut (s. XIV) de los Reyes Magos y los 10 ángeles músicos de la arquivolta que los circundan, con música obligada de la Capilla de Música y quinteto de metal, mientras que en el sobreclaustro tocan las chirimías y más arriba suena la Campana María, Misa de Epifanía en el templo, Solemne Praeconium Epiphaniae o Anuncio de las fiestas movibles, y Concierto “Fin de Navidad” con coro y orquesta. Algunos números del programa gozan de una antigüedad multisecular y otros han pasado a ser ya “tradición” en estos 50 últimos años. 
 

partitura villancico

Villancico al Niño Dios. Catedral de Pamplona

partitura villancico

Villancico al Niño Dios. Catedral de Pamplona