null

Blogs

Dra. Lacuey: “La Medicina me permite disfrutar de mi pasión”

La Dra. Nuria Lacuey (MED’07) trabaja actualmente en el Departamento de Epilepsia de University Hospitals en Cleveland. Tras acabar sus estudios de Medicina en la Universidad de Navarra en el año 2007, Nuria Lacuey se presentó al MIR y realizó la residencia de Neurología en el Hospital Vall d’Hebron en Barcelona.

Con una profunda vocación clínica e investigadora hacia una de las enfermedades más destacadas del sistema nervioso como es la epilepsia, no dudó en trabajar duro hasta lograr desarrollar su carrera en este ámbito en Estados Unidos.

¿Por qué decidiste estudiar Medicina?

Lo que me motivó a estudiar Medicina fue mi pasión por la ciencia, por lo que decidí seguir los pasos de mi hermana. Esta carrera me permitía (y me permite) disfrutar de mi pasión en el sentido más humano y profundo, el de ayudar a los demás. 

Tras graduarte y trabajar algún tiempo en España, decidiste ejercer fuera de nuestras fronteras, ¿crees que la Universidad de Navarra te preparó para este reto?

La Universidad de Navarra me dio la oportunidad de conocer a gente de muchos lugares de España e incluso de otros países. Algunos de mis profesores se habían formado en hospitales internacionales y compartían sus experiencias. Además, la UNAV nos permitía formarnos durante un año en otro país europeo. Creo que, de alguna manera, esto mantuvo mi mente más abierta, con más opciones para el futuro. 

¿Cuál ha sido tu trayectoria profesional?

Desde que era residente de segundo año tuve especial interés por la epilepsia y la investigación, así que, cuando acabé la residencia, decidí hacer los exámenes para acceder al sistema de los Estados Unidos y hacer la subespecialidad en “Epilepsia y Neurofisiología Clínica”.

¿Cómo es tu día a día en la actualidad?

Trabajo en el Departamento de Epilepsia en University Hospitals de Cleveland donde evaluamos pacientes que tienen crisis epilépticas y valoramos la posibilidad de hacer un tratamiento quirúrgico para curarles. Gran parte de mi tiempo lo dedico a investigar, usando técnicas de estimulación cerebral para el tratamiento de la epilepsia u otras enfermedades. Esta especialidad requiere conocer y entender el cerebro con exactitud. Se trata de un campo abierto, donde queda mucho por hacer.

¿Qué crees que aportó la Universidad de Navarra a tu formación profesional?

La Universidad de Navarra ha sido un gran apoyo. Profesores, asesores y tutores clínicos siempre se mostraron cercanos, incluso cuando terminé la carrera. La Universidad de Navarra me aportó, además de una buena formación médica, valores éticos que han sido esenciales durante mi carrera profesional. 

Más entradas de blog